Existe un Dios y Creador, (pues el Universo no provino del Azar) y su nombre es Yahweh, pues es el Dios de la Biblia. Este Dios ha vencido y sigue venciendo historica y religiosamente al resto de otros dioses. Su Palabra, la Biblia, las Santas Escrituras, es el único libro de los llamados santos que ha cumplido su gran cantidad de profecías Divinas a diferencia del resto de libros, tales como el Qu'ran del Islam, el Bhagavad-Guitá, los Vedas o los Upanishads del Hinduísmo, las Cuatro Verdades del Buda o el Camino Óctuple del Budismo, o el Talmud de los Judíos. Debemos de reconocer que como humanidad hemos caído de la Gracia del Creador. Pero que mediante el ejemplo que Dios nos ha dado en su Hijo, el Mesías Cristo Jesús, y su sacrificio que ha demostrado que el ser humano puede seguir a Dios sin pecar, somos salvos si creemos y tenemos fé, y nos arrepentimos de nuestros pecados, y nos bautizamos en el nombre de Jesús para remisión de los pecados y como símbolo ante Dios y los hombres de nuestra dedicación a Él mediante el Cristo. Y obedecemos sus justos y simples mandamientos.

Así también, existe Satanas, el cual es el gobernante de este mundo, quien mediante la Orden de los Jesuitas y su Concilio de Diez, formado por las Mas Poderosas Familias del Mundo, son quienes controlan a la mayoría de las sociedades secretas, y dirigen hoy en dia todos los gobiernos y naciones del globo. La Orden de los Jesuitas (la Orden Templaria renacida y mejorada) es culpable de los siguientes actos: Las Primera y Segunda Guerras Mundiales, La Creación de la Masonería, La Creación y Control actual de la Mafia, La Revolución Francesa, Las Guerras Napoleónicas, El Hundimiento del Titanic, La Creación y Control de Todos los Bancos Centrales del Mundo, La Creadora de la Actual "Crisis Económica y Financiera", La Creación e Implementación Mundial de las Doctrinas Comunista y Fascista, Los Genocidios de Gentiles, Judios y de Cristianos del Siglo XX, Los Atentados contra las Torres Gemelas del 2001, Las Detonaciones de la Bombas Nucleares de Hiroshima y Nagasaki, La Guerra Civil Española, La Guerra Fria, La Guerra de Vietnam, La Actual Guerra del Medio Oriente, La Religión de la Nueva Era, La ya próxima Tercera Guerra Mundial, etc, etc.

Debemos reconocer que todas nuestras libertades que disfrutamos hoy en dia: Libertad de Pensamiento, Libertad de Conciencia, Libertad de Expresión, Libertad de Religión, Libertad de Libre Asociación, etc, fueron ganadas por Cristianos mediante la traicionada y truncada Reforma Protestante (previa a la creación de todas las Denominaciones falsamente llamadas "Cristianas") en contra de la dictadura Global de la Iglesia Católica la Gran Ramera, controlada por Papa de Roma, quien es el Hombre de Pecado.

Por lo tanto, y con el mas grande afecto y deseo por y hacia toda la humanidad y en nombre de todo lo que es bueno, me veo en la obligación, el derecho, el honor y el placer, de dar a conocer estas verdades para asi salvar la mayor cantidad de almas posible en este oscuro tiempo en que vivimos.

A través de Cristo Jesús,
Alabado sea el Nombre de Yahweh.

Para mas información comunicarse a:

lunes, 30 de abril de 2012

'Jehová', o el Falso Nombre de Dios.

'Jehová' = YHWH + Vocales de 'Adonay'

La construcción 'Jehová' es el falso nombre de Dios, producto de mezclar las consonantes del Tetragramatón (Y-H-W-H) con las vocales de la palabra hebrea 'Adonay' (AE-O-A) como se demuestra a continuación mediante el siguiente gráfico que he diseñado basado en el alfabeto consonántico y vocálico hebreo de modo que el lector pueda verlo y entenderlo claramente.


Ahora bien, ¿cómo es que se llegó a esta construcción erronea? Sucede que desde el siglo VII d. C., el equipo de Naqdanim o punteadores (del texto Bíblico), fijaron las vocales escritas para el hebreo. Cuando lidiaron con el nombre de Dios sólo le asignaron las vocales según el contexto de las palabras usuales para Dios, tales como 'Elohim' o 'Adonay' para advertir a los lectores que no pronunciaran el nombre de Yahweh, sino que éstos titulos a manera de sinónimos, por considerarlo demasiado santo como para ser pronunciado. e modo que el traductor español antiguo creyó ver en la secuencias letra-vocal del Nombre Divino una real pronunciación, mas aquello era sólo una convención al momento de leer el Nombre. Como se puede ver, se concentró en la forma más abundante, YeHoVaH, y de ahí pasó como Jehovah, asunto lejano del original hebreo, pues es finalmente el resultado de las consonantes del nombre YHVH, con las vocales del título "mi Señor": 'Adonay'.

Es por tanto el término 'Jehová' una monstruosidad y una gran falta de respeto nada menos que al Creador mismo! ¿Cómo se sentiría usted si, para nombrarle de forma pública, ciertas personas tomaran la consonantes de su nombre y las mezclaran con las vocales de algo que usted sea? Ciertamente le molestaría cuanto menos. Es por esto que debemos de cuidarnos de llamar a Dios de ésta forma. Dios (a quien el Cristo nos enseñó a llamarle 'Padre') perdona la ignorancia, mas no perdona el orgullo de saber lo que es correcto y no hacerlo. Y ha quedado demostrado que es totalmente imposible que la constucción 'Jehová', sea la correcta pronunciación del Nombre de Dios.

En el Padre Yahweh, mediate el Mesías Cristo Jesús.

Hermano Maxi.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada